My Book Resume

Los Jacobinos negros

Valoración 4.8
de 11

Los Jacobinos negros
C.L.R. James

Este libro traza la notable historia de la revolución en la colonia francesa de San Domingo (actual Haití). Describe los acontecimientos que contribuyeron a que la revolución se convirtiera en la primera rebelión de esclavos con éxito de la historia.

En particular, Los jacobinos negros contempla los acontecimientos a través del prisma de la mayor figura de la revolución, Toussaint L'Ouverture. Muestra cómo él, un antiguo esclavo inspirado por los ideales de la Revolución Francesa, venció con éxito a los imperios europeos y ayudó a destruir la brutal práctica de la esclavitud en Santo Domingo.

En este libro aprenderá:

  • La Resistencia y lucha delos esclavos africanos en Haití por su emancipación, mostrando cómo los jacobinos negros desafiaron el sistema esclavista y lucharon por su libertad.
  • El Impacto de la Revolución haitiana en el contexto del colonialismo y la esclavitud en el Caribe y América Latina

15 min.

C.L.R. James

C.L.R. James (1901-1989) fue un académico y escritor trinitense. Fue autor de numerosos libros sobre marxismo, historia y críquet. Fue pionero en el campo de la literatura poscolonial y un influyente activista político.

En reconocimiento a su labor, se le concedió la más alta condecoración de Trinidad y Tobago, la Cruz de la Trinidad.

La opinión de My Book Resume:

La muy próspera colonia francesa de San Domingo se sostenía gracias a la brutal práctica de la esclavitud.

A finales del siglo XVII, Francia adquirió la colonia de San Domingo (actual Haití) en las Antillas. Durante el siglo siguiente, esta colonia resultó muy próspera para los franceses. Su suelo fértil permitía cultivos como el índigo, el algodón, el azúcar y el café.

Sin embargo, había un problema: para cultivar y cosechar estos productos se necesitaba mucha mano de obra, y no era fácil conseguirla. La población nativa original de la isla había sido prácticamente exterminada por los colonos europeos, y el clima hacía casi imposible que los trabajadores europeos llevaran a cabo el agotador trabajo.

La solución a este problema fue utilizar esclavos africanos. En San Domingo, al igual que en las demás colonias europeas de América, un gran número de africanos fueron transportados a la fuerza desde sus países de origen para trabajar como esclavos. La escala del comercio de esclavos era enorme; a finales del siglo XVIII, sólo en San Domingo había alrededor de medio millón de esclavos.

La vida de los esclavos era increíblemente brutal. Aunque el gobierno francés establecía normas sobre el trato que debían recibir, la mayoría de las veces se ignoraban. Los colonos consideraban a los esclavos su propiedad y hacían con ellos lo que querían. Obligaban a los esclavos que trabajaban en los campos a realizar tareas increíblemente agotadoras desde el amanecer hasta el anochecer bajo un intenso calor.

También sometían a sus “propiedades” al trato más inhumano. Los castigos, incluso por las faltas más leves, eran duros, y los azotes y palizas se convirtieron en algo muy común. Para los delitos más graves, los castigos eran horribles; por ejemplo, se daban casos de esclavos a los que llenaban de pólvora y hacían explotar.

Este sistema violento y degradante mantuvo a la colonia de San Domingo próspera en sus materias primas, permitiendo a muchos colonos hacerse muy ricos.